dissabte, 12 d’octubre de 2013

Parlamento vasco continúa con los trabajos regular la actividad de clubes sociales de cannabis Leer más: Parlamento vasco continúa con los trabajos para regular la actividad de clubes sociales de cannabis.

La ponencia para el análisis de una solución regulada de la actividad de los denominados clubes sociales de cannabis ha continuado este viernes sus trabajos en el Parlamento vasco con la comparecencia de varios expertos, que han solicitado un protocolo de actuación para la Ertzaintza respecto a la actividad de estas asociaciones y han alertado del riesgo de que con esta regulación se pueda "banalizar" o considerar "inofensivo" del consumo de cannabis.
 
La Ponencia, que trabaja a puerta cerrada, ha contado este viernes con la comparecencia del presidente de la Sociedad Española de Psiquiatría, Miguel Gutiérrez, y del presidente del Club Social de Cannabis Pannagh, Martín Barriuso, entre otros.

En declaraciones a los medios de comunicación, Gutiérrez ha expresado su preocupación médica sobre cómo puede afectar esta regulación a los enfermos psiquiátricos. 

Tras afirmar que "la batalla con las drogas se ha perdido porque hoy en día se toman más drogas y más baratas", ha alertado del aumento del consumo entre los jóvenes y ha citado varios casos que relacionan directamente casos de psicosis en pacientes jóvenes con el consumo de este tipo de sustancias.

Asimismo, ha mostrado su "preocupación" por el hecho de que esta regulación proyecte una imagen "banal e inofensiva" del consumo de estas sustancias, así como del hecho de que se articulen mecanismos de control para restringir el acceso a estos clubes de personas que pueden ver agravada su enfermedad psicológica debido a este consumo.

En este sentido, ha recordado que el cerebro no termina de madurar hasta los 25-26 años, por lo que ha cuestionado que se considere suficiente poner un acceso a mayores de edad.
 
Respecto al servicio que ofrecen los clubes a personas que utilizan estas sustancias de forma terapéutica, Gutiérrez ha apostado por que se trate a estas personas dentro del marco asistencial y ha puesto como ejemplo que "a los alcohólicos no se les trata en los bares".

CLUBES

En la Ponencia también ha participado el presidente del Club Social de Cannabis Pannagh, Martín Barriuso, que ha hecho referencia a la intervención de la ertzaintza en un caserío de Oiartzun (Gipuzkoa) una plantación colectiva de cannabis que pertenecía a una cooperativa de consumidores. 

Barriuso ha pedido a los parlamentarios la puesta en marcha de un protocolo o instrucción para regular la actuación de la Ertzaintza respecto a la actividad de estos clubes que en la actualidad se encuentran en un "limbo", ya que no cuentan con un marco legal y ha avanzado que se va a acelerar la comparecencia del departamento de Seguridad ante la Ponencia para atender esta petición. 

Asimismo, ha pedido que se traslade este debate que se ha iniciado en la Cámara vasca al Congreso de los diputados para que se establezcan los límites para su actuación y conseguir salir de la actual situación de alegalidad.
Por otro lado, ha defendido que está demostrado que en los ámbitos de actuación de estas asociaciones desciende el mercado negro de este tipo de sustanciar y se "debilita" al narcotráfico.

Además, ha defendido que la creación de "circuitos normalizados"  para el consumo de adultos sería beneficiosa para la protección de los menores y ha apostado por trabajar para retrasar la edad de inicio.

Finalmente, ha asegurado que existe un control de acceso para los integrantes de estas asociaciones, ya que son conscientes de que no se trata de una sustancia "inocua", por lo que cuentan con mecanismos para evitar el consumo de personas que no deberían consumir, así como de labores preventivas. "No podemos hacer labores de prevención o de información si nos precintan las sedes", ha criticado.


noticia: http://www.europapress.es/euskadi/noticia-parlamento-vasco-continua-trabajos-regular-actividad-clubes-sociales-cannabis-20131011132645.html

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada