divendres, 27 de juliol de 2012

"Sólo queremos una conversación. No esperamos ningún cambio, pero queremos que el diálogo sobre el tema. "



A pesar de la guerra contra las drogas se perdió hace mucho tiempo, el debate sobre una política de drogas progresiva en el Caribe está mostrando signos positivos de recuperación debido a la mayor campaña en nombre de las organizaciones comunitarias, campesinos y académicos. A principios de este mes, la Comunidad del Caribe (CARICOM) líderes se reunieron en Santa Lucía para tratar temas regionales de la manera habitual, pero se unió a la campaña exterior por una pequeña manifestación, pero vocal de la despenalización de la marihuana.

DeCaires Andre, Presidente del Movimiento de cannabis de Santa Lucía, y el líder del Partido Verde, Santa Lucía, señaló que el propósito de la demostración no fue la confrontación, sino para provocar el diálogo en Santa Lucía y en toda la región. DeCaires comentó sobre cómo América Central y del Sur ya están haciendo progresos importantes en el pensamiento de las alternativas a las políticas del status quo y que "Sólo queremos una conversación, no queremos a nadie a cambiar nada ahora. No esperamos ningún cambio, pero queremos que el diálogo sobre el tema. "

El movimiento cannábico es, sin duda haciendo todo lo posible para asegurarse de que esto ocurra. A pesar de ser sólo un poco más de un año, la organización ya ha organizado mesas de información en los actos públicos y exposiciones educativas en el Ayuntamiento de Castries, donde se abordaron los beneficios de la cannabis "hierba", como un medicamento, así como uno de los cultivos industriales . La organización de relaciones públicas oficial de Gordon Rae agregó que "el consejo de la Real Policía de Santa Lucía de la Fuerza, el Movimiento ha añadido un componente de prevención para que el público es consciente de que nuestra intención no es la promoción del uso de la marihuana, pero la despenalización de la de la planta en todas sus formas beneficiosas ".

De acuerdo con los EE.UU. Informe 2012 del Departamento de Estado de la Estrategia Internacional de Fiscalización de Estupefacientes, de Santa Lucía informó de que más del 80 por ciento de todas las detenciones practicadas en la isla estaban relacionados con las drogas. Treinta kilómetros al sur de Martinica (un departamento francés y parte de la UE), Santa Lucía se ha convertido en un punto de transbordo de narcóticos cada vez más lucrativo. Un vistazo rápido a los archivos de la policía de noticias que revelan que una gran cantidad de actividades ilegales en la isla está relacionado con el cultivo y tráfico de marihuana.


Con la destrucción de la industria del plátano de la isla debido al colapso de los acuerdos comerciales preferenciales con Europa, la tierra que alguna vez se utilizó el cultivo del plátano está siendo utilizado para cultivar marihuana, ya que se ha convertido en una de las únicas formas realistas para la población rural a ganarse la vida.

La situación no es diferente en San Vicente, donde el colapso de la industria bananera ha llevado a la marihuana convertirse en la mayor fuente de ingresos agrícolas en la isla. Según el informe de Fiscalización de Estupefacientes 2012, San Vicente ha superado a Jamaica como el mayor productor de marihuana en el Caribe, donde "de acuerdo a funcionarios, productores de marihuana han comenzado recientemente el etiquetado de su producto para la exportación." A pesar de la amenaza de una condena penal, los cultivadores han establecido la San Vicente de marihuana Asociación de Productores con el fin de presionar a sus intereses y regular la industria.

Representantes tanto del Movimiento de cannabis y la marihuana en San Vicente Asociación de Productores de sostener los ingresos de los impuestos sobre la marihuana legal podría proporcionar un impulso muy necesario a las islas con problemas de efectivo. Estos acontecimientos en Santa Lucía y San Vicente no son los únicos que se producen, pero ponen de relieve la necesidad de una nueva ronda de conversaciones serias sobre la despenalización de la marihuana en la región, sin embargo, ningún líder del Caribe parece estar dispuesto a ser el primero en abierta defensor de la despenalización.

A pesar de esto, no quiere decir que el debate sobre la despenalización es sin aliados importantes. En 2001, una Comisión Nacional sobre Ganja se llevó a cabo en Jamaica, encargado por el difunto profesor Barry Chevannes. El informe señala que "La gran mayoría de las personas que comparezcan ante la Comisión cree que se debería despenalizar la marihuana, pero están unidos en la restricción de su uso a un espacio privado y para los adultos." El informe recomienda que el Parlamento despenalice el consumo de marihuana en pequeñas cantidades los adultos y también como un sacramento religioso. Chevannes establecida en el momento del informe que'' La ley actual es inaplicable debido a la ganja no se puede suprimir porque está demasiado arraigado.''


 
La posición actual sobre la despenalización también tiene consecuencias negativas sobre tremendamente las posibilidades de vida de los jóvenes del Caribe. Según las declaraciones realizadas a principios de este mes por el jamaicano Tom senador Tavares-Finson, "Sobre una base semanal, ... al (RM) el Juzgado de Paz Residente en la Corte del árbol a mitad de camino, a unos 300 hombres jamaicanos jóvenes reciben antecedentes penales de pequeñas cantidades de ganja. Esto significa que estamos creando un grupo de jóvenes que no pueden ser empleados, que no pueden unirse al ejército, que no pueden ingresar en la policía y, de hecho, no puede, en algunos casos, buscan la educación superior. Ellos no pueden viajar porque de esta convicción. "

El tema de la despenalización no es sólo una del Caribe, pero una hemisférico. En 2011, el ex presidente de México, Ernesto Zedillo, ex Presidente de Brasil, Fernando Cardoso, ex Presidente de Colombia, César Gaviria, y otros líderes latinoamericanos se pronunció con respecto a la Comisión Latinoamericana sobre Drogas y Democracia en un informe titulado Drogas y Democracia : Hacia un Cambio de Paradigma y pidió la despenalización inmediata de la marihuana. La comisión fue especialmente crítico de los Estados Unidos, que sus miembros dicen que debe conducir al cambiar sus políticas contra las drogas de ser guiados por enfoques contra la delincuencia a los arraigados en el cuidado de la salud y los derechos humanos.


 
En la última Cumbre de las Américas, el presidente Obama dijo que "creo que es totalmente legítimo tener una conversación acerca de si las leyes en vigor son los que están haciendo más daño que bien en ciertos lugares", pero forma el resultado de esa conversación por adelantado de plano la conclusión de que "la legalización no es la respuesta." Es muy poco probable que una pequeña y vulnerable isla caribeña será el primero en dar un paso adelante y despenalizar el cannabis teniendo en cuenta todas las consecuencias políticas y económicas para hacerlo, pero es posible que ser el siguiente en la línea a seguir la tendencia una vez que Brasil, México o Colombia da el primer pasó.

Noticia: http://nacla.org/blog/2012/7/26/war-drugs-caribbean-going-smoke

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada